HORA 14

 

Por Mauricio Conde Olivares

CANCÚN, Q. ROO.- El presidente de la Gran Comisión de la Cámara de Diputados de Quintana Roo, Eduardo Martínez Arcila, se negó a sumarse al linchamiento social que sufre el Fiscal de la entidad, Miguel Ángel Pech Cen, por los desaciertos en la investigación sobre el homicidio del periodista Javier Enrique Rodríguez Valladares, al señalar que: “No me adelantaría, es cuestión de 3 días para tomar decisión el juez, para establecer su veredicto, esperemos a eso”.

Luego que públicamente se evidenciara que el presunto inculpado por el asesinato, Alfredo “N” estuvo en el lugar de los hechos pero no en calidad de asesino, Eduardo Martínez Arcila dijo que si el fiscal “no está haciendo bien su trabajo podrá ser removido por el Ejecutivo y el Congreso ratificará o no”.

Explicó que “no se trata de lacerar a quien tiene el complicado trabajo hoy de investigar hechos delictivos que en la mayoría de los casos son de esfera federal, con una policía municipal que no solo no opera, sino que pareciera que está más del lado de los delincuentes, con una PGR que está totalmente escondida, que nunca sabemos absolutamente nada de ellos, con una policía federal que pareciera que no cuida bien las carreteras porque ¿cómo llegan las armas a Quintana Roo?, en medio de ese escenario hay que dimensionar el trabajo de ese servidor público, pero insisto, si al final del día no hay resultados, tenemos que ver cómo darle resultados a los quintanarroenses”.

Por lo que en su explicación recurrió a un simil para darse a entender: “hay muy buenos directores técnicos campeones, y llegan a dirigir un equipo donde no logran sacar resultados, eso no los convierte en malos directores técnicos, simplemente no se hizo equipo entre jugadores y técnico, no es totalmente responsable, pero es evidente que ese equipo para dar lo mejor de sí requiere cambios”.

Sobre mis reflexiones, añadió,  las sostengo, también tenemos que entender algo que es tener una fiscalía autónoma, ajena al sentir de un servidor público, del presidente del congreso, que no esté al contentillo de un servidor público, y la legislación garantiza su autonomía, si no está haciendo bien su trabajo podrá ser removido por el Ejecutivo y el congreso ratificará o no.

“Que dos poderes sirven de contrapeso para que un titular de la fiscalía no esté sujeto al capricho de un servidor público, evidentemente hay una sociedad que demanda justicia y sentirse protegida; no solo depende del fiscal. En el tema de la fiscalía ahí están los hechos, y tenemos que tomar medidas en lo que esté a nuestro alcance”, concluyó.

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s